MÁS VALE REIR QUE LLORAR

Díjolo Blas, punto redondo

     A veces hay que reir por no llorar. Nos ha parecido oportuno insertar esta imagen en la sección de humor, porque es la que más le cuadraba. Que un diario hipersubvencionado por la Xunta venga  a estas alturas de la película a presumir de paladín de la transparencia informativa hace que a uno se le salten las lágrimas de la risa floja. La Voz es la trastienda de Mar Flores, la censora oficial de Feijóo y quien dice lo que se puede publicar y lo que no. El laboratorio donde busca la piedra filosofal de la cuadratura del círculo manipulador con el alquimista D. Santiago Rey, el nuevo Ciudadano Kane de este solar en el que están convirtiendo a Galicia. Díme de lo que presumes….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *